Provincia de Girona


Sant Cristòfol de Beget
(Camprodon, Ripollès)

42º 19,158'N ; 2º 29,921'E




El templo actual es del siglo XII y fue construido por iniciativa del monasterio de  Sant Pere de Camprodon. Durante la Guerra Civil el templo fue protegido por los mismos vecinos y de este modo nos ha llegado intacto su valioso patrimonio.


Está formato por una sola nave acabada en un considerable tramo presbiterial y un ábside semicircular. En el presbiterio se abren dos capillas laterales de planta rectangular. La nave está cubierta con bóveda apuntada, reforzada por arcos torales, que descargan su fuerza en contrafuertes.  


El templo está repleto de retablos barrocos del siglo XVIII. El cilindro absidial queda oculto por un impresionante retablo barroco, coronado por la figura de San Cristóbal.  Bajo esta imagen barroca encontramos una de las joyas del templo: una talla de Cristo Crucificado románica. Según la tradición, proviene de la antigua iglesia de Bestracà, hoy en día en ruinas. Se trata de una talla de grandes dimensiones del siglo XII, que conserva buena parte de la policromía original. La cruz, en cambio, es de factura posterior. Destacan las facciones de la cara y los cabellos, peinados con la raya en medio y con tres trenzas en cada hombro. Se cree que las trenzas originariamente estaban pintadas y que posteriormente se añadieron con relieve. En 1938 fue enviada a Suiza por los vecinos del pueblo para evitar su destrucción, de dónde devolvió en 1940. Está ubicado en la parte central del retablo, en un cambril decorado con pinturas del siglo XVII. Se puede acceder al cambril por dos puertas situadas en los extremos del retablo, bajo las imágenes de San Juan y de la Virgen Maria. 


En el interior del templo se conservan otros elementos interesantes como una cajonera del siglo XVIII, un retablo gótico de alabastro del siglo XV, donde se narran escenas de la vida de Jesús y de la Virgen,  y una pila bautismal de inmersión. Es de grandes dimensiones y se encuentra situada bajo el coro. Está decorada con motivos en forma de cuerda trenzada.

Retablo de la Virgen de la SalutPila bautismal

También hay dos pilas más, destinadas a guardar el aceite de las lámparas. Son dos bloques rectangulares de piedra. Una se conserva en el exterior del templo, utilizada como jardinera.

Pica baptismal situada a l'exterior del temple

La puerta de acceso al templo está situada a los pies de la nave en el muro sur. Está formada por dos arquivoltas decoradas, que se apoyan en dos columnas con los capiteles esculpidos. Los dos exteriores están muy deteriorados, mientras que en los dos interiores todavía se pueden ver elementos vegetales y animales. La arquivolta exterior está decorada con botones y motivos florales, mientras que la más interior se tuerce en espiral, como el arco que hay entre las dos arquivoltas. El tímpano no tiene decoración, si bien es probable que originariamente estuviera esculpido o pintado. 


El campanario es de torre, tiene veintidós metros de altura  y está adosado en el muro sur. Se construyó en dos etapas diferentes. Los pisos inferiores corresponden al siglo XI.  En la primera planta se abre una ventana en cada uno de los lados. En el segundo piso podemos encontrar dos ventanas geminadas en cada muro. La tercera y cuarta planta corresponden al siglo XII.  En la tercera nuevamente encontramos dos ventanas geminadas, pero mucho más esbeltas que las del piso inferior. En la planta superior sólo hay una única ventana en cada lado, pero de grandes dimensiones. Los pisos superiores están separados por un friso de dientes de sierra. Entre el segundo y tercer piso y entre el cuarto y el tejado encontramos unas sencillas ménsulas bajo el friso, mientras que entre el tercero y el cuarto encontramos un friso de arcos ciegos.


La ventana del ábside está decorada con dos pares de columnas con los capiteles esculpidos con elementos vegetales. El ábside también está decorado con arcos ciegos y un friso de dientes de sierra.